¿Estás registrado? Inicia sesión | ¿Eres nuevo? Regístrate | Lab | Estás en:

Cosas de casados...

Es difícil ver que los amigos se casen. Más difícil resulta cuando la persona en cuestión, no parecía que se fuera a casar jamás. Cuando nos conocimos, y a lo largo de nuestra amistad, jamás me dio esa impresión, y por lo tanto me tomo por sorpresa cuando supe la noticia.

Foto de mil978

Esta boda fue en la capital de Baja California, Mexicali. Ciudad que hace frontera con Estados Unidos, fue fundada por gente llegada al país desde China hace más de 100 años, motivo por el cual hay una gran influencia de su cultura en esa ciudad. Desde que fui por primera vez, escuche historias sobre túneles que van de México a Estados Unidos, siendo esta una de las vías de llegada a ese país para inmigrantes Chinos.

La boda se celebro al final del verano para evitar las altas temperaturas de esa ciudad desértica. Llegamos un viernes por la mañana al aeropuerto y nos estaba esperando Luis, hermano del comprometido. Pasamos todo el día viernes ayudando con los últimos detalles de la celebración, por la tarde fuimos a un buffet de comida china y por la noche bebimos cerveza y terminamos con algo de ron.

A la mañana del sábado, con un poco de resaca nos levantamos para desayunar algo y ver si necesitaban ayuda. Fuimos al hotel donde se celebro la ceremonia ya que había cuartos reservados para algunos, dormimos por un rato y después un baño, para ir directos a la ceremonia por el civil. Yo lleve mi cámara y flash pero como siempre sucede (me sucede) olvide el sincronizador en casa, así que simplemente abrí el obturador al máximo y dispare en una velocidad de 60. Cada que hacia una toma procuraba no respirar, además de llevar los brazos a mi pecho para evitar que las tomas fueran tan borrosas. NO, tampoco lleve un tripie.

Nadie tuvo razones para que los hasta ese momento comprometidos no se casaran, y todo transcurrió con la normalidad de una boda por lo civil. En cuanto salimos de ese pequeño auditorio para ir al jardín del hotel, comencé a beber y francamente no recuerdo mucho, ni siquiera viendo las imágenes.

El domingo, yo me cargaba una resaca insoportable, cortesía de todo el Ron, Whiskey, Tequila, Cerveza y no sé que más. Cuando pude salir de la cama, me puse los lentes oscuros y acompañe a otros sobrevivientes a la alberca del Hotel. Estuvimos ahí un rato y después abandonamos el hotel, para ir en busca de algo de comida. Me comí algunos tacos de camarón con mucho, mucho, mucho picante, una cerveza y un agua mineral. Por la tarde había otra reunión para amigos de los ahora casados en su nuevo hogar. Hubo más cerveza y más comida. Fui reservado esa tarde de domingo, ya que el lunes salíamos más o menos temprano de regreso a la Ciudad de México.

En fin, que mi amigo se casó. Y que sean muy felices… Dicen los que felicitan a los recién casados.

Casi olvido mencionar que, algo que vale la pena mencionar es que a parte de la comida y la bebida, en las mesas había un par de cámaras desechables, para que los asistentes las usáramos durante la noche y las devolviéramos al final.

Foto de mil978
Ese es mi brazo, sosteniendo el sombrero. Foto de: salcido_celaya
Ese soy yo, con una máscara que no recuerdo haberme puesto. Foto de: El BR1!

escrito por mil978

Aún no hay comentarios, sé el primero