¿Estás registrado? Inicia sesión | ¿Eres nuevo? Regístrate | Lab | Estás en:

Hotel Kybele: El misterio y el encanto de Estambul

No hay otro lugar que represente mejor el misterio y encanto de Estambul que el Hotel Kybele. Lo considero como un joyero, lleno de tesoros maravillosos. Sus habitaciones rebosan verdaderas antigüedades y obras de arte, recopiladas a lo largo de los años. Desde las alfombras hechas a mano que cubren sus suelos hasta los cientos de lámparas que cuelgan de sus techos, todo su ambiente, sin duda, os encantará.

Todo empezó hace un año.
Acababa de recibir mi Diana mini" y una amiga me animó a que laacompañase a Estambul.
Disfrutamos de un largo viaje, así que el primer día ya estábamos rendidas.
Le dije a mi amiga que deberíamos buscar un lugar a donde nadie nos atrajese (todos conocéis a esos tipos que nos aturden para que entremos a comer en algún restaurante …). Puede parecer que es casi imposible en Estambul, y mi amiga sólo quería quedarse en el primero que viésemos. Por suerte, la convencí para que caminásemos sólo un poquito más. Fue entonces cuando vimos un restaurante lleno de lámparas y sin ninguno de estos tipos que están fuera promocionándolo – aunque yo estaba pendiente de sus lámparas.
Era maravilloso! ¡Mi amiga quería buscar un lugar diferente esta vez, pero insistí y le dije que teníamos que entrar, porque me apetecía un montón ver este lugar tan original!

¡Y vaya con el sitio! El techo estaba abarrotado de lámparas y vieses a donde vieses, todos estaba atiborrado de antigüedades. Además, comida era maravillosa. Luego, uno de los dueños se dirigió a nosotros. Quería mostrarnos su museo. Como somos unas curiosas, fuimos con él. Primero el hotel, después el jardín, la biblioteca, y de último (y no por eso el menos interesante), su museo. ¡Qué lugar! Un desván lleno de trastos viejos, alfombras, antigüedades, ropa y, por supuesto, lámparas.
¡Era como la cueva de Alí Babá, tan fantástico que no hay palabras para describirlo como se merece!
Todo estaba oscuro y con velas por todas partes. Era un lugar lleno de paz.

Volví cada día para tener un momento de relax, sólo con estar en aquel cuarto era toda una experiencia.
En mayo, fui por segunda vez a Estambul, pero esta vez yo sola.
¡Pregunté al dueño si podria quedarme en su hotel y él me responió que podía dormir gratis en el museo!

Recomiendo este lugar de forma especial, tanto para cenar en el restaurante, como para dormir en el hotel, o sólo para echarle un vistazo a su interior. Decualquier forma, para disfrutar de su fantástico ambiente.

http://kybelehotel.com/

escrito por yarah y traducido por jaalvarez

2 comentarios

  1. jaalvarez

    jaalvarez

    ... Me parece que hay que ir preparando un viajecito a Estambul ...

    Hace más de 3 años · marcar como spam
  2. yarah

    yarah

    I had to use google for translation, but indeed we should! :D
    Thanks for translating ;)

    Hace más de 3 años · marcar como spam

¿Dónde es esto?

Fotos populares cerca de este lugar: ver más

LomoLocalizaciones cerca de este lugar

Leer este artículo en otro idioma

La versión original de este artículo está escrita en English. También está disponible en: Nederlands.