Petzval_preorder_header_kit

Ahora disponible para Pre-venta - Envío por orden de llegada

¿Estás registrado? Inicia sesión | ¿Eres nuevo? Regístrate | Lab | Estás en:

Recuerdos de Japón IV: Palacio Imperial de Kyoto

Desde hace más de dos años siento que debo una preciosa serie de localizaciones al Magazine: Recuerdos de Japón. Y como mejor es tarde que nunca, he decidido ponerme manos al teclado para recordar tan maravilloso viaje y compartirlo con vosotros. Último lugar de Kyoto antes de montarnos en el tren bala, el Palacio Imperial.

Durante la Segunda guerra mundial Kyoto fue la única gran ciudad japonesa que no resultó bombardeada por la Fuerza aérea estadounidense. Por esta razón, a día de hoy sigue constituyendo una de las importantes urbes japonesas, con un rico patrimonio histórico, artístico y arquitectónico.

Entre los tesoros de la ciudad encontramos el milenario Palacio Imperial, ya que entre los años 794 y 1868, Kyoto constituyó la capital de Japón, acogiendo la sede de la Corte imperial y otras instituciones, antes de que esta se trasladara a Tokyo.

Cuando lo visites olvida la idea occidental de “Palacio” y deja que te envuelva la magia oriental. No está permitido acceder a los distintos edificios que quedan del Palacio, pero podrás caminar dentro del amurallamiento rectangular de casi un kilómetro cuadrado que lo rodea. Durante el paseo podrás apreciar el interior de algunas habitaciones que abren para ventilar, el uso de la madera como material de construcción principal, la magestuosidad de los edificios, techos alucinantes y magníficos jardines japoneses cuidados hasta el úlimo detalle.

Cuando la capital se cambió a Tokio, las residencias de los nobles de la corte que estaban dentro de la muralla fueron demolidas y gran parte del Kyoto Gyoen es ahora un parque público. Allí te cruzarás con muchos turistas pero también con japoneses que pasean en bici, con sus hijos o leen tranquilamente debajo de un árbol.

En el próximo artículo cogeremos el tren y abandonaremos la fascinnate ciudad de Kyoto, pero antes de irnos vamos a cenar en nuestro restaurante preferido de la ciudad y tomar algo de despedida, ¿os parece? En Kyoto conocerás gente encantadora y muy acogedora que te hará pasar momentos geniales.

Espero volver pronto con otro recuerdo de Japón y llevaros a algún rincón mágico de este fascinante país. Los interesantes datos del Palacio los he buscado en Wikipedia. Podéis visitar los artículos anteriores de esta serie:

escrito por susielomovitz

3 comentarios

  1. guanatos

    guanatos

    Eestoy seriamente pensando en imprimir estos e irlos dejando por fasciculos bajo la almohada de Cris, así como onda mensaje subliminal...

    Hace 11 meses · marcar como spam
  2. susielomovitz

    susielomovitz

    @guanatos ¡Hazlo! ;)

    Hace 11 meses · marcar como spam
  3. juansupergen

    juansupergen

    Madre mía, madre mía, madre mía.

    Hace 10 meses · marcar como spam

Leer este artículo en otro idioma

Este artículo es la versión original escrita en: Spanish. También está disponible en: Deutsch & English.