¿Estás registrado? Inicia sesión | ¿Eres nuevo? Regístrate | Lab | Estás en:

Consejos básicos para la fotografía de naturaleza

La primavera es una de las mejores estaciones del año para salir fuera y buscar bonitos paisajes para capturar en película. Hoy, os traigo algunos de mis trucos personales para probar en la fotografía de naturaleza, y con un poco de suerte, ¡os puede ayudar a tomar mejores fotos en cualquier estación o condición en la que os encontréis!

1. Escoged vuestra película sabiamente: usad película de negativos en color para áreas de bosque, follaje, y flores; usad película de diapositiva que no tenga giros de color demasiado fuertes para fotos que acentúen el cielo o cuerpos de agua.

Como lomógrafos, siempre tenemos el impulso de experimentar y probar todo tipo de combinaciones de película y cámaras. Pero a veces, es mejor ir a por las películas que ya se ha visto que funcionan mejor de acuerdo con los sujetos que queremos fotografiar. En este caso, queremos capturar y mostrar la belleza y el esplendor de la naturaleza en nuestras fotos, así que es mejor retener los colores, tonos y texturas en su forma “natural”.

Esto significa que es mejor usar película de negativos en color (al menos 400 ISO si decidís hacer fotos bien entrada la tarde o durante el atardecer) para tomar fotos de zonas boscosas, vegetación y animales. Si queréis hacer fotos al lado del mar o de grandes cuerpos acuosos, o incluso de cielos azules, usad una película de diapositiva que complemente estos colores o los hagan resaltar cuando se procesen en cruzado. En este caso, evitad usar película de diapositiva que tenga unos giros de color demasiados fuertes que puedan alterar esos tonos o disolver algunas de las texturas y detalles (yo recomendaría Kodak Ektachrome E100 GX o Kodak Elitechrome 100 para un bonito día soleado).

Luego, tal y como viene a decir el dicho “sigue las normas antes de romperlas”, sentíos libres para experimentar con otros tipos de películas para obtener la sensación que queráis. Para empezar, probad una película de redscale para capturar las siluetas de los árboles y ramas.

*Consejo Bonus: Probad a hacer fotos con una película de ISO 400 a la orilla del mar a primeras horas del día, justo después del amanecer, para teñir la escena marinera con unos ensoñadores tonos pastel, como hice yo en las últimas tres fotos de arriba.

2. Añadid un toque de bokeh.

Si os gusta disparar rodeados de árboles, aquí podéis intentar algo. Situaros en una área en donde podáis ver las hojas y las ramas que dejen pasar pequeños rayos de luz. Esto es perfecto para capturar bonitas fotos de bokeh al aire libre! Y como siempre, usad una cámara que os permita poner la mayor apertura (f-number más pequeño). Si encontráis algo bonito para poner en primer plano y dejáis el bokeh como fondo mucho mejor!

*Consejo Bonus: Si tenéis algún accesorio que os permita hacer bokeh con formas, este seria una de las mejores ocasiones para usarlo, como podéis ver en las últimas dos fotos arriba!

3. Usad lentes y cámaras con gran angular para fotografiar lo máximo que podáis del paisaje que tengáis delante.

Si tenéis una cámara con gran angular como la grandiosa Lomo LC-Wide, o alguna lente de gran angular que podáis acoplar en una cámara SLR, aprovechaos de la extensa cobertura que pueden hacer cuando estéis en un sitio donde podáis sacar una foto amplia de paisaje. Ya sea en la playa, un campo de flores, o un bonito paisaje montañoso, dejad que el poderoso gran angular capture todo lo que pueda de las vistas que tengáis delante.

4. Captad animales “congelados” en medio de un movimiento siempre que sea posible.

Aunque algunos animales, como los pájaros, quedan bien un poco borrosos cuando los captamos en pleno movimiento, siempre es mejor fotografiarlos en movimiento, siguiendo la lección de Henri Cartier-Bresson de capturar a tus sujetos en el “momento decisivo”. Usad tiempos de exposición más rápidos, al menos 1/250 y aperturas más grandes para compensar el corto tiempo de exposición. Capturarlos en pleno movimiento también nos dice mucho acerca de como estos animales se comportan en su estado natural. Mientras que no es fácil tomar fotos buenas, claras y firmes de algunos animales (ya que quizás se alejen nadando, volando o corriendo, o incluso en el peor de los casos se nos tiren encima!), si sois pacientes y rápidos podéis pillarlos en el momento idóneo. Esto lleva práctica, así que si no os sale bien a la primera, simplemente seguid intentándolo!

5. Las flores siempre se ven mejor con close-up.

Los campos de flores se ven bonitos, especialmente cuando se sitúa como telón de fondo, como el cielo azul o una buena escena montañosa. De todos modos, vosotros y los que miren la foto agradecerán estas maravillosas obras de la naturaleza más de cerca. ¡Muestra lo bonitas que pueden ser esas flores en plena floración!

6. Para cuerpos acuosos en movimiento como riachuelos y cascadas, probad una velocidad más lenta para emborronar el movimiento del agua.

Y por último pero no peor, si tenéis una cámara SLR o con telémetro que os deje disparar en modo manual, intentad disparar con diferentes velocidades siempre que tengáis la ocasión de fotografiar cuerpos acuosos en movimiento. Si no lo habéis hecho antes, probad una velocidad lenta, pero seleccionad una apertura menor (f-number alto) para compensar la larga exposición y evitar sobre-exponer. Recordad, necesitaréis un trípode o una superficie estable donde dejar la cámara durante la exposición. Cuanto más caudalosa y rápida sea la corriente, más suave parecerá el movimiento cuando lo capturéis con velocidades lentas. Y también, cuanto más tiempo tengáis abierto el obturador más nebuloso será el resultado. Este es uno de los experimentos más básicos que podéis probar cuando estéis haciendo fotos de naturaleza, si tenéis un riachuelo a mano, o cascadas, ríos, saltos de agua en vuestra zona os animo a que probéis este truco!

7. Alternativamente, podéis congelar el movimiento de los cuerpos acuosos.

Otra manera de fotografiar cuerpos acuosos es congelar su movimiento. Para conseguir esto, sólo necesitaréis hacer justo lo contrario de lo que os he contado arriba: Usad una apertura rápida y más grande! Si no estáis seguros de que técnica lucirá mejor en el cuerpo acuoso que tengáis delante, probad los dos trucos en el mismo carrete.

Y esto es todo. Espero que podáis probar esto pronto! Y hacedme saber si tenéis alguna pregunta y también me encantaría saber si os han funcionado estos consejos!

escrito por plasticpopsicle y traducido por tikismeekis

Aún no hay comentarios, sé el primero

Leer este artículo en otro idioma

La versión original de este artículo está escrita en English. También está disponible en: 中文(繁體版) & Русский.